Gobernar con Estados de excepción

El presidente Alejandro Giammattei ha decretado un total de seis Estados de Excepción desde que asumió el Gobierno en enero pasado.

Está forma de gobernar ha sido criticado tanto por los pocos resultados que ha obtenido como por la limitante que significa para las libertades.

Una vez fue juramentado, Giammattei impuso un Estado de Excepción en Mixco y San Juan Sacatepequez esto a pesar de que estos municipios no eran los que presentaban mayores índice de inseguridad y los resultados fueron escasos, a penas algunas capturas.

Después, decretó Estado de Excepción en Villa Nueva y luego Chimaltenango, en dónde tampoco se conocieron de grandes resultados o desarticulación de estructuras criminales.

Con la pandemia, vino el Estado de Calamidad que fue prorrogado desde marzo hasta el 1 de octubre pasado.

En este transcurso, en varios municipios de Alta Verapaz y de Izabal se declaró estado de excepción, pese a que señaló que era por los hechos que habían sucedió recientemente, las autoridades no habían reportado mayores problemas en esos lugares.

El último Estado de Excepción decretado por Giammattei fue para intentar detener los migrantes hondureños que atraviesan el país en su camino hacía Estados Unidos aunque muchos de estos ya han llegado a otros departamentos como Guatemala, Escuintla o San Marcos, Giammattei lo decreto solo en departamentos cercanos a la frontera con Honduras.

¿Qué piensas de estos Estados de Excepción?

¿Consideras que ha funcionado alguno de los Estados de Excepción?

¿Por qué crees que el Gobierno recurre a estás prohibiciones?

¿Te gustó esta publicación?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Compártelo en:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on telegram
Share on whatsapp

Comentarios:

Te puede interesar:

Recibe lo último de polígrafo en tu mail.